Las Cañitas es un pueblo cerca de Sabana de la Mar sumido en la miseria

LAS CAÑITAS, Sabana de la Mar.-Fundado hacia 1780 por familias canarias que se asentaron procedentes de Santa Bárbara de Samaná, este municipio está sumido en la miseria, mientras que sus principales medios de producción, la pesca y la ganadería, están a punto de desaparecer, por los altos precios de los combustibles y el robo de ganado que se registra en la zona. Por el abandono que presenta es considerado por sus propios habitantes como un pueblo fantasma, donde los servicios públicos son precarios y el desempleo ronda el 55%. Calles maltrechas y carente de asfalto, esta comunidad, está entre las más pobres de República Dominicana y donde  el Estado no hace ningún tipo de inversiones.
La carretera que la comunica con los municipios costeros de Miches y Sabana de la Mar, está en tan malas condiciones que el Sindicato de Transporte de Miches (SITRAMICHES) abandonó la ruta para llegar a Santo Domingo, optando por la carretera de El Seibo, también está en estado deplorable. El servicio eléctrico es deficiente y no disponen de torres telefónica, por lo que para sus habitantes comunicarse con otras ciudades y el exterior tienen que encaramarse sobre techos de viviendas y sino, trepar una de las montañas que le sirven de protección en tiempo de ciclones. La delincuencia llega hasta los potreros y las plantaciones de cacao, donde cuatreros y rateros no dejan que las reses alcancen ni las 50 libras, porque la hurtan, mientras que el cacao ya no se madura en las matas, porque los ladrones, recogen las mazorcas para venderlo y comprar drogas. Pescadores denuncian que la pesca está siendo diezmada por los altos costos de los combustibles, que se usan para encender los motores y el nuevo sistema de pesca, conocido como "La Rastra", que se realiza de manera indiscriminada, sin que intervengan las autoridades del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales. La playa del municipio está abandonada y su testigo más cruel y que evidencia el abandono en la zona, lo representa el "cementerio" de yolas viejas, que se observan ancladas en sus aguas. En Las Cañitas, de Sabana de la Mar, la pobreza y la desigualdad social tienen una morada en los habitantes de la zona.